World

Un nombre que

cambió el mundo

1917, qué año: nace De Stijl y triunfa la revolución rusa. El Stedelijk nos invita a revisar un siglo de influencias.

Theo van Doesburg, Counter-Composition V (1924)

Hace justo un siglo, el pintor holandés Theo van Doesburg se encontraba preparando la primera edición de De Stijl, revista que pronto daría nombre a uno de los movimientos artísticos más potentes de estos 100 años. No es una afirmación gratuita: su influencia se ha extendido década tras década al trabajo de artistas, diseñadores gráficos, arquitectos y diseñadores de producto de todo el mundo. El magma de influjos y relaciones que De Stijl fue generando hasta hoy es el eje central de la muestra que le dedica el Stedelijk Museum de Amsterdam.

Arte total

Mientras media Europa aniquilaba a la otra mitad en las trincheras de la Gran Guerra, Holanda se había convertido en una isla de neutralidad y en refugio de artistas de todas partes. Un buen caldo de cultivo para reunir un puñado de inquietos como Piet Mondriaan, Bart van der Leck, Gerrit Rietveld y Vilmos Huszár, alrededor de la idea de crear un arte que abrazara la forma y la función, la comunicación y el símbolo, lo cotidiano y lo trascendente. Arte total, esa fue la propuesta de De Stijl, que nació como revista y pronto se canalizó en movimiento. En uno de los movimientos más influyentes de la época de las vanguardias artísticas. 

Van der Leck frente a Lichtenstein

Influencias hasta hoy

¿Existe todavía De Stijl? Formalmente no, claro, se disolvió en 1931, pero la exposición del Stedelijk plantea que, en cierto modo, el movimiento tuvo y sigue teniendo continuidad en un ancho y heterogéneo campo de épocas y expresiones. Para sostener esta idea pone en relación obras de De Stijl con trabajos posteriores: desde ejemplos del pop art como Roy Lichtenstein y Elsworth Kelly hasta artistas contemporáneas como Isa Genzken, pasando por los performers conceptuales de los 70 Bas Jan Ader y Sigurdur Gudmundsson.

El resultado es una esfera de influencias sorprendente e inspiradora, que constituye la primera de las actividades que el Stedelijk ha programado para conmemorar este centenario. Más aquí.

Sigurdur Gudmundsson, 'Study for Horizon' (1975)

Noticias relacionadas